Consigue el compost perfecto para tu cannabis en 5 pasos

Escrito por el 30 marzo, 2021

El compostaje es una muy buena alternativa de contar con un abono orgánico de excelente calidad para alimentar a tus plantas de marihuana.

Hacer tu propio compost en casa es ideal para tu plantación pues además de ser una excelente forma de aprovechar los residuos orgánicos de la cocina, jardín o huerto, te ayudará a mejorar la estructura del suelo.

Si tus niñas crecen en un suelo sano y con los nutrientes que éstas necesitan, créenos que los resultados que obtendrás en tu cosecha serán fantásticos.

Pasos para preparar el compost

1- Monta la compostera

Para comenzar, el primer paso que debes llevar a cabo es tener una compostera (contenedor para compost) puedes construirla por ti mismo usando tablas de madera u otros materiales o en todo caso comprarla.

2- Consigue el lugar indicado

Es oportuno que ubiques la compostera en una zona de tu jardín o patio donde reciba sombra gran parte del día, además procura que esté protegida de las tormentas y los vientos fuertes. De este modo ofrecerás las condiciones óptimas de trabajo para los microorganismos que descomponen la materia orgánica.

3- Recolecta la materia a compostar

Es ideal que te asegures de contar con suficiente material para compostar. Para hacerte la vida más fácil puedes optar por colocar un contenedor en tu cocina para recolectar todo los restos orgánicos que necesitarás.

Algunos cannabicultores recomiendan idealmente, que la pila de compost debería consistir aproximadamente de un 25-50% de materiales “verdes” (resto de frutas, hierba cortada, etc.), y un 50-75% de materiales “marrones” (virutas de madera, hojas secas, cartón viejo, entre otros).

4- Colócalo por capas

A la hora de agregar todo el material orgánico a la compostera lo recomendable es ir creando capas. Se aconseja colocar una capa de materia orgánica y encima otra de tierra, y así sucesivamente. Una vez que hayas terminado asegúrate de tapar la compostera.

5-Mantener la pila de compost

El montón de compost debe girarse o voltearse de vez en cuando, para acelerar el proceso de descomposición. Asimismo, regularmente conviene airear el compost removiéndolo con un rastrillo u otro utensilio.

Para tener un compost listo, este proceso puede tardar entre 6 meses hasta 2 años. Así que, debes tener paciencia.

Consideraciones finales

Sabrás que tu compost está listo cuando notes que el sustrato desprende olor a tierra, tenga un color marrón, sea suave al tacto y por lo general no se distingan los diferentes elementos sino que se haya convertido en una pila homogénea.


Canción actual

Título

Artista